A partir de ahora vamos a escuchar en muchas ocasiones el término “escudo de privacidad” o dicho en inglés “Privacy Shield”.

ESCUDO DE LA PRIVACIDAD UE-EE UU

El pasado 12 de julio y tras varios meses de negociaciones, por fin las autoridades europeas y estadounidenses en materia de Protección de Datos han llegado a un nuevo acuerdo que sustituye al anterior “Safe Harbour”, con el fin de hacer permisible de nuevo las TID de europeos a EEUU manteniendo las medidas de seguridad previstas por la Unión.

Este nuevo marco protege los derechos fundamentales de cualquier persona en la UE cuyos datos personales se transfieran a los Estados Unidos y trata de garantizar la seguridad jurídica a las empresas.

EL NUEVO ACUERDO SE BASA EN TRES PILARES FUNDAMENTALES

  1. Establecimiento de fuertes obligaciones para las empresas que traten datos personales de los europeos.
  2. Establecimiento de obligaciones en materia de transparencia para las autoridades estadounidenses y uso responsable.
  3. Protección efectiva de los derechos individuales de los europeos.

El texto entrará en vigor de manera inmediata en la UE y el próximo mes de agosto en EEUU, aportando estabilidad jurídica a las empresas que mantengan acuerdos económicos con EEUU.

Es importante señalar que adoptar el acuerdo Privacy Shield es voluntario, pero que su cumplimiento es obligatorio. Si las entidades que se adhieran a él no cumplen con las cláusulas establecidas, se enfrentarán a sanciones e incluso a la retirada del marco del convenio.